Propósitos para 2016 (Parte II)

Tras los cuatro propósitos comentados anteriormente, toca avanzar y presentar el resto de mis propósitos para 2016:

PROPÓSITO CINCO: Dedicar más tiempo a mis sobrinos

Los tengo cerca y no los disfruto todo lo que me gustaría. Este año seguro que les dedico más horas de mi vida. Es el propósito de año nuevo que seguro me da más satisfacciones. Prometo acompañarles más en sus actividades, y verles por lo menos una vez por semana.

PROPÓSITO SEIS: Parapente/Caída libre

Llevo años ansiando hacer una de estas dos actividades. La pereza de hacerlo solo siempre me frena y es que ninguno de mis amigos se anima a estas cosas nunca; dicen que tienen vértigo… sin comentarios. Este propósito es más complicado de cumplir de lo que parece ya que para empezar hay unos en general unos requisitos de peso máximo para hacerlo. Por tanto en el proceso tocará cumplir el típico propósito que mucha gente se hace, perder peso y comer más sano. Yo tengo una motivación para hacerlo.

PROPÓSITO SIETE: Leer más

En el año 2015 habré leído apenas 6-7 libros (y un montón de comics).  En este 2016 pretendo dedicar más tiempo a la lectura. No prometo cantidades porque no es lo mismo leerse el hobbit que el señor de los anillos. La extensión marca la diferencia. Y para empezar esta misma noche me inicio con Criptonomicón. Me encanta en el mundo de la encriptación y este libro tiene muy buena pinta. Veremos si cumple las expectativas

PROPÓSITO OCHO: Mudarme de piso

Había que poner uno fácil y que seguro cumpliré. Ya tengo el piso y ahora solo falta hacer las maletas para largarme al nuevo piso. Bueno, eso y que me traigan la cama, poner internet… Pero este en enero lo doy por hecho seguro.

PROPÓSITO NUEVE: Volver a Galicia

El año pasado no pude acercarme por Galicia a saludar a mis antiguos compañeros de Disa. Y tengo muchas ganas de verlos, conocer al niño de Chus y por supuesto, volver a comer esas croquetas de marisco espectaculares que mi amigo Pepe pone en su restaurante de Betanzos. Tengo que fijar una semana para irme por allí. Y digo una semana para aprovechar el tiempo, disfrutar de la gastronomía, poteo con colegas y cuidarme un poquito. Un buen destino será alojándome en un balneario para recibir algún que otro masaje 🙂

PROPÓSITO DIEZ: Bajar de handicap 25

Tras dos años de clases de golf con el bueno de Emilio toca ya amortizar los palos y dar un salto de calidad en mi juego y resultados. Para ello tengo que alcanzar como mínimo un handicap 25. Difícil de conseguir pero apostaremos a por ello.

PROPÓSITO ONCE: Colaborar más

El buenismo siempre es bien recibido y este año tengo la firme promesa de ser más activo socialmente. Reforzaré mi actividad en la ONG en que ya participo, y en la medida de lo posible dedicaré algo de mi tiempo a mejorar la vida de otros.

PROPÓSITO DOCE: Contratar al menos a una persona más

Propósito directamente ligado al negocio. Si conseguimos crecer todo lo que pretendemos, me comprometo a contratar a un nuevo empleado. Si lo cumplo desde luego me daré por muy satisfecha ya que habré ayudado a una nueva persona a realizarse vitalmente. Además este hecho me ayudará a cumplir varios de mis propósitos entre los que estará descansar y desconectar más. Dos brazos más me vendrán bien seguro.

Estoy listo para cumplir mis propósitos de año nuevo

Y con esto ya he enunciado mis 12 propósitos de año nuevo. Se aceptan apuestas sobre si los conseguiré realizar o no. ¿Cuáles son los vuestros?

Compártelo con tus contactos:
Share
Propósitos para 2016 (Parte II)

Propósitos para 2016 (parte I)

Me ha sorprendido comprobar que no escribía nada por aquí desde Julio de 2015. Si era consciente de que había pasado tiempo, pero la verdad que no pensaba que hubiera sido tanto. Será uno de los propósitos 2016 a contemplar.

Podría hacer un balance de 2015 pero el resumen es sencillo, mucho trabajo, bastante estrés pero sobre todo, muchas satisfacciones.

Para este 2016 que recién acaba de arrancar toca hacer las típicas promesas donde todos exponemos aquellos propósitos para el año. Es curioso que casi todos los años hacemos las mismas y esto viene a demostrar lo inconstantes que somos… o lo optimistas que somos a inicios de año.

Pues bien, yo quiero exponer a continuación 12 propósitos para cumplir en 2016. A final de año haré el balance cuáles no he podido cumplir.

PROPÓSITO UNO: Blog

Estando escribiendo en este blog y siendo consciente de lo abandonado que lo tenía, no puedo por menos que tener el propósito de dedicarle más tiempo. Y esto se traduce en al menos un post a la semana. ¿Lo conseguiré? Creo que es posible. Temas sobre los que hablar no faltan y más cuando como expresaba en primer artículo, no tengo foco en un aspecto. Tan solo expresar opiniones, análisis, experiencias…

PROPÓSITO DOS: Cogerme más vacaciones

Este año tengo que conseguir desconectar más de trabajo. Tengo que cogerme algo más de vacaciones para descansar. Estos dos últimos años han sido realmente duros en el trabajo y creo poder decir que con buenos resultados. Eso si, en gran parte sacrificando mi tiempo libre y este año toca descansar algo más.

PROPÓSITO TRES: Aprender Francés (algo)

El año pasado inicié mis clases de francés pero no he podido avanzar todo lo que me hubiera gustado con el idioma. Pues bien, este año le dedicaré mucho más tiempo con el objetivo de al acabar el 2016 poder mantener una conversación mínimamente razonable en ese idioma. Se lo prometí a mis clientes franceses y me gusta cumplir mis promesas.

PROPÓSITO CUATRO: Mejorar mi inglés

Hasta ahora mi práctica del inglés ha sido del tipo “interruptus”. Es decir, ahora lo estudio y lo practico, y ahora no. Para este año seré más constante. Será fácil porque por trabajo me tocará bastante hablarlo así que solo por la inercia debería ser capaz de mejorarlo.

Propósitos 2016
Foto: Depositphotos.com

No están mal estos cuatro primeros… ambiciosos… pero realizables. Ahora toca pensar en otros 8 propósitos más que en breve compartiré

 

Compártelo con tus contactos:
Share
Propósitos para 2016 (parte I)

El golf como herramienta de relax

Pues si, aunque no lo parezca intento jugar al golf y con un objetivo muy sencillo: relajarme y desconectar.

Yo juego en un pitch&putt a las afueras de vitoria por lo que no me lleva mucho tiempo hacer el recorrido. 9 hoyos los termino en unos 45 minutos y en ese tiempo consigo desconectar del día a día de mi trabajo y a la vez me doy un buen paseo; a fin de cuentas de esos 45 minutos, 30 o más son andando. Resumen, un agradable paseo y libero la mente. ¿Se puede pedir más?

Pues parece que si. Hasta ahora con esto era feliz pero desde hace unas semanas me ha entrado una fiebre competitiva y una necesidad imperiosa de mejorar.  Y aquí es donde mi objetivo de usar el golf como herramienta de relajación empieza a fallar. Y lo hace porque mi progresión en la calidad del juego no solo se ha frenado en seco, sino que ha retrocedido cual cangrejo. ¿Una mala racha? Pues espero que así sea porque como siga sin obtener resultados voy a pasar del estrés del trabajo, al estrés del deporte.

En cualquier caso recomiendo a todo el mundo este deporte para limpiar la mente. Hay quien dirá que es un deporte caro y para pijos pero esto era antes. Ahora es un deporte bastante asequible, no es el más barato del mundo, pero tampoco tendrás que hipotecarte para practicarlo. Y lo de para pijos… cualquiera que me conozca estará de acuerdo que calificarme a mi de pijo es algo bastante surrealista 🙂

Y ahora me voy a practicar un poco mi swing perdido para ver si consigo volver a ser un golfista amateur potable, y no el desastre que pisa un campo de golf.

Y está va a ser mi aspiración del nuevo mes que arranca mañana, conseguir mejorar mi handicap.

PITCH & PUTT COFRENTES
Imagen obtenida del PITCH & PUTT COFRENTES

 

 

Compártelo con tus contactos:
Share
El golf como herramienta de relax